lunes, 20 de junio de 2016


Y la tarde se hizo poesía...

Una fría jornada que se abrigó en torno de personas y poemas que fueron naciendo, mostrándose, musicalizándose. Eso fue nuestro Primer Café Literario realizado el viernes recién pasado a la luz de velas que se negaban a apagarse tanto como el entusiasmo de nuestros asistentes: alumnos y profesores que detuvieron el tiempo del reloj y profundizaron en el tiempo del espíritu y la inspiración, trayendo al presente las voces líricas del ayer (Rilke, Machado, Huidobro, Neruda, Benedetti, Juan de Dios Peza, Whitman, Parra) y las voces del presente.
Agradecemos la presencia de nuestros jóvenes poetas: José Ignacio Escobar, Pedro Carcey, Anton Little, Pablo Toumani, Leonardo Rivera, Tomás Marchant, Diego Núñez, Sebastián Irusta, Sebastián Bustos, Diego Pertuzé, Francisco Briones, Carlos Léniz, Rodrigo Vallejo, Francisco Goffard, Maximiliano Gallardo, Ari Perrot, Carlo Schiappacasse, Juan Cristóbal Manrique.
Aplaudimos el entusiasmo de nuestros profesores poetas: Christian Vergara, Julio Uribe, Carolina Klenner, Lorena Menay, Karem Fagerstrom, Silvio Bermúdez, Ximena Carvajal, Juan Alberto Parra, Óscar Espinoza, Mark Rosevear, María Fernanda Lucero, Marcelo Peña, John Mac Gregor, Paulina Iriarte, Lissete Reyes, Lorena Muñoz, Carlos Salas, Carolina Díaz, Jimena Jara.

Publicaremos nuestras creaciones colectivas (escritas en el mismo momento donde cada uno aportó su verso) y los poemas originales que leyeron nuestros poetas invitados.


El puente de piedra.
Pedro Carcey (6º Básico).

En el medio de un bosque ya destruido,
yace este puente de piedra,
solo y a punto de morir,
va dejando caer sus últimas piedras,
mohosas y desdichadas,
las abandona el puente de piedra.

Sus viejos tiempos recuerda
cuando en el río agua fluía, 
cuando del bosque su canto se oía,
cuando del puente solo paz salía,
cuando todo solo alegría desprendía.

Ahora ya nada así era,
por culpa de un asesino rojo
enviado por malignos seres,
que de amor y piedad carecían,
ese verano solo hubo agonía
que desprendió de todos,
su cariñosa y flamante vida.

Todo era gris desde entonces,
ya que solo el puente persistía,
aunque solo y ya sin valentía,
entonces en ese tomen to
lo inevitable sucedió
ya que la última piedra cayó.


Haría mil pedazos...
(Creación colectiva)

Haría mil pedazos
el rostro de la pobreza,
el corazón delator,
el reloj y el calendario.
Haría mil pedazos
una maraña de arañas.

Haría mil pedazos
el dolor de los humanos
secuestrados por la pena.
Haría mil pedazos
el miedo y la inseguridad,
el odio, la envidia y la mentira.

Haría mil pedazos
los fracasos del pasado,
del presente y del futuro.
Si pudiera tener más tiempo,
haría mil pedazos
las alas de las mariposas
que no pueden volar.

Haría mil pedazos
las cadenas que te atormentan,
el obstáculo en nuestro camino,
las veces que me dejaste plantado
cuando te necesité...

Haría mil pedazos 
la injusticia que se declara salvadora,
todo aquel pensamiento negativo,
Haría mil pedazos
a la mujer y el hombre que solo engañan,
las máscaras envueltas en silencio...
las migajas del sufrir.



Yo busqué la belleza de Dios en la poesía.
Lorena Muñoz


Porque siempre ha sido para mí el silencio,
la voz de Dios en mi alma.
Tiene para mí el silencio contenida la voz de Dios,
de un Dios que brama,
como un tono conocido,
como un grito callado y feroz,
como un eco dormido.
Es Dios para mí,...un mudo teclado que  llama.
Y escucho en el silencio abismaste ,
en la mudez sonora,  un lenguaje divino
y es por eso que ansío y no temo
el momento definitivo...
donde , ÉL pronuncie mi nombre 

esa voz única tenga para mí , al fin,... mil palabras.


Chile necesita

(Creación colectiva).

Chile necesita
alegría y más confianza,
que se terminen los beneficios personales,
gente con ansias de cambio.

Chile necesita a Chile.
Necesita mentes solidarias y creativas
cubiertas de amor y de pasión.
Necesita lo que cualquier pedazo de tierra da.
Colores aromatizados que exploten en el paladar,
brisas refrescantes y un punto donde mirar.

Chile necesita probidad, ejemplos, 
que la gente disfrute ser bueno y amable,
más tolerancia y menos conflicto,
cambios profundos,
que las personas dejen de quejarse
y aprecien lo que tienen.

Chile necesita 
un sol que ilumine todas sus ramas, 
más amor y menos conflicto,
un cambio en donde se acepte
y valore lo distinto.

Chile necesita despertar,
sacarse la modorra de la torpeza, 
ojos abiertos, 
amor y compasión
y muchas cosas más...


Hagamos un gran Cambio
José Ignacio Escobar, 6ºB


La tierra es lo mejor
Nos la ha dado el señor
Altas montañas y mares
Y árboles centenares

Agua para beber
Fruta para comer
Flores de muchos colores
Y de distintos olores

Pero poco a poco el hombre
Y también la mujer
Han ido dañando
La tierra por doquier

Esto no tiene nombre
Esto no puede ser
Hay que hacer un gran cambio
O la vamos a perder

Oh querida madre Tierra
Yo te pido perdón
Si te hemos hecho daño
Discúlpanos por favor

Debemos de ser empáticos
De hacer una reflexión
Y sacar unas disculpas
Desde nuestro corazón

Madre Tierra te prometo
No hacerte daño jamás
Y la gente que te hace
Desde hoy día nunca más
Nunca más te harán el daño
Con el que te hicieron sufrir
Están muy arrepentidos
Y les duele como a mí
Que te hagan tanto daño 
Después de brindarnos tanto
Y ahora si fuimos malos
Hagamos un gran cambio



Oda al fútbol
José Ignacio Escobar, 6ºB.



Divino deporte                                                                                     
Que siempre me ha acompañado
Donde el balón debe quedar
En el arco acomodado

Concentrado el equipo
Entrenando para ganar
Al equipo oponente
Que le toque enfrentar

Ya en los vestidores
Se podían apreciar
Las ganas que habían
Para a el público saciar

Va a comenzar el partido
Y el nervio se escapa
Para que llegue la actitud
¡Y comience la primera etapa!

El público está emocionado
El partido está encendido
De repente un delantero la toma
¡Se lo perdió! Pero es aplaudido

El partido transcurre
El arco está intacto
La tiene el equipo contrario
Y prueba un certero impacto
Ha anotado el otro equipo
El público está estupefacto

Es cuando se está acabando
Que un jugador ha sido arañado
Cae al suelo y el arbitro lo ve
¡Penal ha Cobrado!

Es ese lindo momento
Cuando el jugador ha chuteado
Y se siente la euforia
El penal han anotado
Ha marcado el equipo
El partido está empatado

Ya va quedando poco
Se va poniendo el sol
Cuando sucede un milagro
Han marcado otro gol
Y han logrado sacar adelante
Este partido de futbol

Este es el divino deporte
Donde reina la emoción
Donde los partidos se sufren
Y sube la motivación
Pero el merecido premio
Es que sales campeón
Y la alegría de ese momento
Es del porte de un avión
Así que podemos decir
Que es un alegrón
Y que la vida sin fútbol
Sería una vida sin pasión

Cuando tus ojos me miran    
Marcelo Peña Álvarez


Porque deseo caer en tus brazos
En noches con cielo en estrellas
Cuando une la ficción
Tal vez es miedo a que tú no comprendas
Y busque destinos lejanos
En nubes de un rencor.

Cuando tus ojos me miran
Sublime belleza
Si me aceptaras así
Dulce Princesa
Versos de amor.

Cuando tus ojos me miran
No existe tristeza
Toda mi vida por ti
Si tu quisieras
Besos de amor.

Quizás teniéndote cerca
Mi fuerza aumente
Y el sueño anhelado visite mi interior
Verás mi tiempo borrando el pasado
Pues tú te transformas en dueña
Y en alma de mi ilusión.

Cuando tus ojos me miran
Sublime belleza
Si me aceptaras así
Dulce Princesa
Versos de amor.

Cuando tus ojos me miran
No existe tristeza
Toda mi vida por ti
Si tu quisieras
Besos de amor.




Beautiful Danger
Lissete Reyes


Lasciate che vi dica questa storia molto lentamente.
Lasciate che vi dica che quelle cose dell’anima diretto il tuo cuore.
Mi permetta di portare le stelle quindi sogno con questo mondo.
Fammi sussurro nel tuo orecchio e Jenny al tuo intorno… una luna dove è possibile sedersi e rilassarsi…
I’ll essere mille donne per. 
l’esame a.. quello che si desidera accompagnarvi nei vostri passi di sole e conquistare la notte silenziosa…
Io desvestiré me che si tocca il mio mondo nudo…E posso dirti cose che solo tu puoi capire…Quando la mia bocca ottiene al tuo…Quando la mia bocca riempire le tue labbra…Quando la mia bocca è il gallo che si vuole bere…Quando mia bocca…È il nostro modo di parlare





Hermoso peligro
Lissete Reyes.

Deja que te cuente esta historia muy lentamente
Deja que te cuente aquellas cosas del alma directo a tu corazón.
Me permite portar las estrellas que sueño con este mundo
Susurraré en tu oreja aquellas cosas de tu entorno… una luna donde es posible ser y relajarse…
Seré mil mujeres
Seré...aquello que desea acompañaros en vuestros pasos de sol y conquistar la noche silenciosa…
Desvestiré lo que toca mi mundo desnudo… Y podré decirte cosas que sólo tú puedes entender… Cuando mi boca consiga la tuya… Cuando mi boca llene tu palabra… Cuando mi boca sea el gallo que se quiere beber… Cuando mi boca… Es nuestra forma de conversar.



Eres mi flor
Julio Uribe




Te conocí fresca y con espinas peligrosas
sudabas inocencia, tristeza y soledad
tu coraza te protegía de tus miedos e inseguridad
pero también te dañaba, pues no te podías despojar.

Abriste tus pétalos hacia mí,
cuánta generosidad liberaste,
te descubrí tierna y amorosa
y limé tus espinas para abrazarte.

Hermosos momentos vivimos,
aventuras y desventuras por igual
a veces tus espinas reaparecían
y ahí estaba para volverlas a limar.

Recuerdo fue un Febrero 19
el día que firmamos nuestra unión,
qué joven y hermosa te veías,
qué brillo en tus pétalos de flor.

Y fue un 8 de Diciembre
el día que te vi brotar
de tu cuerpo desvirgado
el tallo que habríamos de cuidar.

Hoy eres bella y madura,
tus pétalos cambiaron de color,
tu cuerpo descubrió otras formas,
tus espinas ya no causan dolor.
  
Aún te amo mi flor compañera,
no como ayer, sino como hoy.
Como la vida me ha enseñado,
con menos pasión, pero más lealtad…

…con menos sueños y más verdad,
con menos promesas y más realidad,
quizás no como lo avizoraste,
quizás no como lo proyectaste.

Te pido perdón si te he defraudado,
esa nunca fue mi intención,
hay veces que yo también me pregunto
¿es éste el resultado de nuestro amor?

…y termino por convencerme
que aquí fue donde llegamos
tenemos un jardín hermoso,
pero también muchos sueños truncados.

Y pienso… ¿Qué importa?
Lo que importa es la felicidad,
ya vendrá la primavera,
siempre hay tiempo para lo demás.

Ámame como antes y siénteme como nunca,
Soy tan tuyo hoy como cuando nos amábamos en la sombra,
entrégate ahora como lo hiciste en el campo,

confía en mí y empápame de tus encantos.


Amarte es...
(Creación colectiva).

Amarte es como yo paso mis días,
abandonando lo que me rodea
para dedicarme solo a ti.
Amarte es mantener la frente en alto
cuando él va por el camino.

Amarte es compartir mi vida
y mis sueños anhelándote a mi lado.
Es lo único que me mantiene con vida.

Amarte es valorar tus defectos,
ser tú más que yo,
hacer todo por ti,
sin preguntas;
sentir que a tu lado
soy una mejor persona,
quererte sin esperar nada a cambio.

Amarte es sentir tu corazón palpitante,
renunciar a mí para tenerte,
hacerte feliz
y dejar que vuele tu vida.

Amarte es valorar el tiempo
que estoy contigo,
para que cuando seamos viejos
disfrutemos juntos...


La escritura.
María Fernanda Lucero

La escritura
con dolor se escribe.
No se danza de otra manera
las líneas aparecen solitas en el horizonte cuando algo nos hiere.

No podría yo sentarme frente a mi ventana y mirar la mañana con ese negro que se va azulando y
celesteando si es que esa mañana no me duele por algún motivo.

 Felices aquellos que pueden escribir con alegría, que cantan a la esperanza y que observan
las verdes uvas puestas en un recipiente mientras los rayos del sol golpean el cuadro e ilumina la
simpleza.
Felices aquellos que pueden describir una blanca muralla luego de la lluvia e inmortalizan la
conversación con una persona que se ama.

Hay personas tan benditas que logran describir la caricia de un niño que tendió la mano en un
transporte público y que sin proponérselo te salvó el día.

 No puedo hacer del dolor una fiesta, perdóneme, no puedo sentir alegría cuando no hay nadie en
casa y yo tengo el espacio y el silencio para escuchar los sonidos del domingo.

Me es negado escribir sobre el teléfono apagado y el gozo del vacío por fin cuando todo es bulla de
lunes a sábado.


Envidio secretamente aquellas personas que pueden hacer una línea con una sonrisa en sus 


DUERMES
Julio Uribe

Y te tengo en mis brazos y quisiera detener el tiempo,
y te siento tan mío, tan frágil, tan indefenso,
y quisiera que este abrazo se extendiera hasta la eternidad,
para asegurarme que nunca nos vamos a separar.
Y siento miedo que algún día me faltes, 
y siento miedo que algún día te falte,
y siento en mi pecho pájaros cautivos,
que agitan sus alas intentando escapar
y te miro... y pienso, 
y te miro... y siento,
eres tan puro, tan sereno y tan hermoso,
y concluyo que este mundo no es digno de ti,

me inclino para besar tus labios con eterna paciencia, 
y respiro en tu sudor de aventuras inocentes,
no hay en el mundo aroma más agradable
ni sentimiento semejante al amor de tu padre.



Detener el tiempo en el reloj.
Marcela Arenas.

Doblando por la esquina de mi vida,
veo lo que hice y lo que dejé de hacer.
Un susurro de recuerdos llegan desde una niñez
en que fui tan grande como el mundo me exigía ser;
un sol enceguecedor me trae los momentos al crecer.
En plena esfera que se mueve y sigue los devenires
de la monotonía y el reloj.

Veo recuerdos que quisiera volver a tener,
solo por el hecho de sentirlos en la piel, en su aroma,
en su permanencia constante que se difumina en el aire
de un calendario que no termina de pasar.

Trato de volver a los días en que creí que todo podía ser.

Busco fotografías, cartas, una flor seca, un papel…
y me encuentro pendiente de las horas, de los informes,
de los datos, de un correo que para siempre dejó de ser de papel.

Evoco en mi recuerdo el momento en que firmé, en que afirmé, en que decidí
y el tiempo me aleja del segundo y me acerca a lo que finalmente dejé de hacer.

Intento llevar a las palabras lo que fui, lo que soy y lo que, quizás, llegaré a ser,
pero miro el minuto presente y me pierdo en lo que “tengo” que hacer.
Y hay un plazo que se cumple y un oficio que espera y una orden
que se cumple y otra que no se cumplirá jamás.


Trato de volver a los días en que creí que todo podía ser,
Pero soy el hoy, el reloj, el calendario, el informe, la orden cumplida.


2 comentarios:

  1. Excelente actividad que reunió a todos quienes creemos en el poder de las palabras y en cómo éstas nos ayudan a transmitir ideas, actitudes y emociones. Felicitaciones al departamento de Lenguaje por crear este momento de reflexión en torno al discurso poético. Sublime!!! Christian Vergara - Coordinador MYP

    ResponderEliminar
  2. Gracias, Christian. Te invitamos a nuestro segundo café del II semestre.

    ResponderEliminar